Noticias
Domingo 08. 03. 20

Los aranceles expulsan al aceite español de EE UU

La aplicación, desde el pasado 19 de octubre por parte de la Administración norteamericana de un arancel del 25% a los aceites envasados de oliva de origen español supone para el sector la pérdida progresiva de un mercado que, con una demanda de 320.00 toneladas, era el más importante en volumen y precios. La caída de las exportaciones supera el 80% en el caso del aceite de oliva (con parte de refinado) y el 50% en el virgen. Ante ello, otros países como Portugal o Túnez están aumentando sus exportaciones y el sector español teme que ocupen definitivamente su hueco.

Según los datos de las autoridades aduaneras de EE UU, la estrategia de las empresas españolas de acelerar envíos antes de la entrada en vigor de los aranceles contuvo la caída en el tercer trimestre al 8,5%, hasta las 33.356 toneladas. Pero los datos de diciembre arrojan un desplome del 35% respecto a un año antes, de 12.362 toneladas a solo 8.088. Las caídas van del 39,5% del aceite virgen a granel al 82,8% del de oliva envasado o el 51,3% del virgen envasado. Solo se salva el refinado a granel, cuyas exportaciones sube un 22,8%. Fuentes de Asoliva, la patronal de los exportadores, advierten que los descensos siguen en los primeros meses de este año. El año pasado, España exportó a EE UU 120.000 toneladas de aceite, 60.000 de ellas envasadas.

España ha sido la gran perjudicada por los aranceles, pero no la única. Un dato refleja la realidad del mercado: la medida de la administración Trump ha provocado un descenso medio del 30% en las ventas italianas de aceite envasado, ya que en buena medida en ese país se envasa aceite español.

Las trabas impuestas al producto de origen español envasado han provocado una apertura del mercado estadounidense a otros orígenes, tanto de países de la Unión Europea como de fuera. Los datos reflejan incrementos de la venta del 1.000% desde países como Túnez o Portugal, en menor medida desde otros como Argentina, Australia o Marruecos y, a la vez, han desembarcado algunos que prácticamente no estaban como Israel, Croacia, Líbano, Jordania, Chipre o Egipto.

Por otro lado, la necesidad de disponer de aceite de oliva no español para exportar sin aranceles ha obligado a las empresas españolas a importar entre octubre y enero 77.000 toneladas, un 35%, especialmente de Portugal y en menor medida de Grecia o países del norte de África. Los industriales estiman que, si se computan las entradas en febrero, ese incremento sería ya del 45%.

Para los responsables de Asoliva, si esta situación se prolonga durante mucho tiempo, el hueco del aceite de oliva español en ese mercado se verá ocupado definitivamente por otros países, con lo que se perderá todo el trabajo llevado a cabo en ese país, tanto por las empresas como por la interprofesional del aceite de oliva.

Frente a las cifras en Estados Unidos, las exportaciones totales de aceite de oliva en lo que va de campaña desde octubre a enero crecieron un 16% desde 305.000 a 354.000 toneladas. En la campaña anterior la exportación superó el millón de toneladas, algo que no se lograba desde 2013, cuando también hubo una fuerte bajada de los precios en origen.

Fuente:https://elpais.com/economia/2020-03-08/los-aranceles-expulsan-al-aceite-espanol-de-ee-uu.html